sábado, febrero 09, 2008

El ciclo de vida de un animalillo llamado blog

El blog es un ente electrónico, mutación de literatura, periódico, exposición fotográfica y webpage noventera. Proviene de la familia Web 2.0, y tuvo una explosión demográfica entre los años 2003 a 2005. Se alimenta de ingenuidad, creatividad, simpatía, arrogancia, soberbia, ganas de llamar la atención y en general de todo residuo psíquico sobrado de persona, no utilizado para cualquier cosa en esta vida.
Ente parasitario, tuvo una basta dispersión por aquellos años 03-05, en donde el mundo de adolescentes y adultos contemporáneos no tenían las defensas biológicas para combatirlo.
Nuestra especie ha aprendido con el tiempo a lidiar mejor contra él, y siendo que alguna vez temimos que su propagación sería exponencial, últimamente ha decrecido, gracias, principalmente a agentes patógenos más agresivos (en especial el video youtubiensis, y el facebook socialnetworkiensis) que han ganado la competencia de los vulnerables organismos en los que se alojan.

Como todo organismo natural, el blog nace, crece, se reproduce y muere. El nacimiento del blog suele gestarse por contagio, aunque también se han reportado extraños casos de brote espontáneo. El contagio se realiza cuando una persona está expuesta a personas cercadas infectadas por el animal, familiares pero más comúnmente amigos. El blog suele expresarse mostrando, primero, síntomas tímidos tales como: dar de alta una cuenta, escribir sobre no saber que poner y llenar tímidamente los gustos en el perfil. Luego de ello el blog comienza a propagar extensamente sobre la mente del huesped, se presentan nuevos síntomas: vértigo por postear, pensamientos recurrentes obsesivo-compulsivos, capturas fotográficas y en general la vida del paciente comienza a girar en torno a esta enfermedad.
Una vez dejado el estado larvario el blog entra plenamente en estado de madurez. Llegado este momento el blog emite señales bioquímicas para que su paciente provoque su propagación que puede ser de múltiples maneras:
1. Creando blogs colectivos con otros amigos.
2. Infectando personas no expuestas.
3. Buscando la manera de crear más lectores.

Una vez que el blog se ha reproducido, concluye el estado de madurez. Súbitamente el huésped deja de sentir los antiguos síntomas generados por el parásito ya que ha comenzado a construir inmunidad, neutralizando al individuo de los antiguos efectos. Así la persona es libre de llevar una vida libre de agentes permisivos electrónicos, sin embargo esto sucede rara vez ya que aunque ha generado resistencia al blog, esta defensa es inútil contra otros parásitos como los ya citados: youtube y facebook, y dado la alta exposición que tuvo el individuo a la internet, evitar el contagio es muy difícil si no imposible.

Cuando el blog muere, deja un cascarón de bits perennes regados en la red, mismos que gracias a la explosión demográfica de 2005, ahora inundan todo el ciberespacio. Actualmente sufrimos de una crisis; cientos de miles de cuerpos inertes de lo que antiguamente fueron blogs creados por personas hoy simplemente yacen abandonados.

Aunque el blog era un animal que consumía energía y tiempo, pudimos observar casos donde no se dio una relación patológica sino simbiótica con su huésped. Algunas personas lograron convivir con el bicho, y estos, a cambio, generaban ideas, fomentaban la escritura, el libre pensamiento, el intercambio de discursos, generaban textos literarios, gestaban fotografías, y en fin una serie de fenómenos que solamente podríamos catalogar en su conjunto como: "una extravagante explosión de creatividad".
Tenemos noticias sorprendentes de que en algunas partes del mundo, hay algunas personas que aún conservan y alimentan su blog, ajenas ya a los padecimientos de la enfermedad inicial. Más aún estas personas viven contentas con ello y no desearían que su vida fuera de otro modo, ya que las ventajas que les reportan son muchas, por lo que decidieron aprender a vivir con el extraño, curioso y a veces hasta simpático animalillo.

Para muchos es lamentable la desaparición de blogs de aquellas generaciones y que se reporten tan pocas infecciones este año, ya que los agentes nuevos y más agresivos han acaparado la atención y la dedicación de muchas personas, siendo que de estos agentes facebook y youtube se reportan muy pocas ventajas (salvo raras excepciones como la marcha contra la guerrilla en Colombia).
Ante la extinción de la criatura blog, algunos han intentado protegerlo, convenciendo a las personas de que no se trata de un animal patógeno sino un ente simbiótico benéfico fomentan su propagación mediante campañas como: "permítase infectar" y "cuide un blog viejo".

No sabemos aún cual será el destino de esta creatura, si logrará recuperarse, crear un nuevo ecosistema o simplemente entrar en vía de extinción. El futuro, resulta incierto para este animal. Solamente podemos decir que la vida de muchos de los que experimentamos las alegrías y tristezas de la explosión de blogs de 2005, nunca volverá a ser, creativamente la misma.

11 comentarios:

El Pardo dijo...

No cabe duda de que soy del paleolítico. No bajo música -nunca lo he hecho ni lo haré- de internet y en esos años donde dices que hubo explosión demográfica de blogs yo ni enterado estaba de que existían los blogs. Creo que el primer blog que vi fue el de escamilla, justo hace un año. Con todo, el responsable del contagio eres tú.
Y además, opino que Hugo Sánchez debe salir de la selección.

Pet dijo...

Hace unos dias asistí a una conferencia y mencionaron que la generación (90`s) a partir del bum de internet , ya llamada Cibernetica, ha sido la que ha recibido mayor informacion en la historia de la humanidad, pero se desconocen sus concecuencias, se podria hacer todo un estudio al respecto. Saludos

Garcín Altoalcázar dijo...

Sí. También acá, Pardo, haces esos comentarios siciliescos. Cava: ¡hemos hecho un mostruo!
Hace unos meses salió un artículo en LetrasLibres sobre la blogósfera. Su historia es (por algunos años) más larga de lo que imaginaba.
Abrax.
¿Cuándo nos vemos?

Trompetista de Falopio dijo...

Yo prometí que no llegaría a los 26 con blog, porque ps no sé, se me hace bien forever, y es que chale, por más botox que le pongo a mi bló, ya se le notan las patas de gallo.

El Pardo dijo...

A ver, Escamilla y Caballazzi, pongale fecha a la reunión. Aunque ahora que recuerdo, el viernes hay reunión en casa de Balsa, a la cual no pienso llevar coche. Y además, opino que Hugo Sánchez debe salir de la selección.

Existencialista de mierda dijo...

Estimado Pardo. Gracias por tu constancia como comentador de blogs, este hecho te ha llevado al nicho de honor en que te tienen tus lectores.

Pete. Muchas gracias por el dato, me parece muy interesante y sin duda le dar� seguimiento. Por cierto no te coment� acerca de tus buenos deseos por el triunfo de los gigantes. �Muchas gracias! Se aprecia doblemente por el parentezco tanto como por ser Vaquero de Dallas. Ya nos volveremos a ver la pr�xima semana (dos veces en los divisionales).

Escamilla: el monstruo se muere, la variedad y cantidad de blogs disminuye y cada vez m�s gente de la Up entra. Eso habla de lo mal que estan las cosas. Jaja. Tu pregunta fue respondida por Pardo. Un saludo.

Trompe: No le saques al blog, no es de edades.

Garcín Altoalcázar dijo...

Los invito a que después de ir con la Balsa me acompañen a mostrarle México a unas amiguitas belgas que están por acá...

Jolie: Desde la Barandilla dijo...

vaya, el boom de la red aunque digan que es un volado, cada vez hay mas asiduos, si bien nos puede acercar, siempre termina separandonos y aislandonos ... hay un par de libros que hablan sobre eso a lo mucho es genial que la gente se acerque a blogs .. que a chats
esos si.. a mi me dan miedo

al igual que las belgotas (por grandotas) sin albur jaja

Latamoderna dijo...

Yo soy una abuela, todos son adolescentes o, como màximo, en sus veintes. Descubrì la tecnologìa muy tarde o de plano no me han descubierto en algún periòdico.

A veces es interesante, a veces uno se aburre, pero es una manera distinta de accesar a otros mundos.

En fin, al menos en ciudaddeblogs ya llevo 100 post. :P

el hombre de papel dijo...

Yo me infecté en el 2002, cuando no sabía que el pequeño diario que sostuve por tres meses se llamaba "blog". Era una pequeña sección llamada Real Life Tales en un sitio web que monté y que tampoco vivió mucho.
Luego fui abstemio por casi seis años hasta diciembre del año pasado, cuando tuve una recaída. Y heme aquí.

(Ahora me dan una aplauso filial y me retiro a mi lugar.)

Medea dijo...

Esta genial.. como todo en la vida una etapa un circulo a cerrar una expeeriencia para aprender
tambien es una frontera superada, una globalizacion realizada
Una exposicion q puede salvarle al vida a alguien o simplemente tocarla
Todo es cuestion de como quieras mirarlo