viernes, enero 12, 2007

Martín y Saúl

Nuestro autor se pregunta acerca de la posibilidad de que un sujeto salga de su esfera interna hacia otra distinta y externa, y si esto es posible como es que se da dicha relación.
El alemán opta por recurrir a una metáfora para explicar la concepción clásica de la teoría del conocimiento donde el sujeto es visto como una “caja” encerrada donde se encuentra “dentro” el conocimiento, que apenas puede entrever lo externo y sin manera alguna de que el individuo tenga forma de “salir”.
La propuesta fenomenológica de Heidegger es justamente una inversión de esta metáfora donde el sujeto se encuentra de facto afuera, eyectado en el mundo y donde el conocimiento no se encuentra dentro de sí mismo atrapado como un tesoro escondido, sino que se encuentra dinámico en esa misma relación que tiene el Dasein con el mundo.
Más aún y dicho de una forma más propia: “el conocimiento es un modo de ser del estar-en-el-mundo”.
Estar en el mundo o estar afuera no implica tampoco encontrarse absorto y embobado en una contemplación cuasi-mística, sino que es justamente la facticidad que nombrábamos hace unos momentos.
Ese cuidado, ese modo-de-ser del Dasein en el mundo, como justamente es, da lugar precisamente al conocimiento como relación entre ambos.
De ningún modo el Dasein “sale” de su esfera interna, sino justo al contrario, nunca “entra” por que de facto siempre se encuentra a fuera. Negando rotundamente la teoría del conocimiento de los Saulianos Caifanescos: “afuera tu no existes sólo adentro”, más bien lo que pretende Heiddeger es lo contrario: “adentro tu no existes sólo afuera”.

6 comentarios:

Anónimo dijo...

ya que nadie ha tenido el valor para decírtelo...

necesitas unos tacos y unas malditas cervezas, urgentemente

la rancherita dijo...

¿por qué diablos volviste? hay personas con muy poca fuerza de voluntad...

Anónimo dijo...

Je . Algo similar ocurre con Chomsky y Vigotsky; pero ese es otro cuento =). Mm... tacos. Por cierto, no estoy de acuerdo con que el regreso se deba a una poca "fuerza de voluntad". Como o dijo un personaje de Don Chespi: Una cosa es una, y otra cosa es otra. Saludos.

Anónimo dijo...

je si rancherita trae viaje........
tacos? miguel por favor no maldigas a la cerveza....es sagrada si no preguntale a algun pastafariano

Pato Pascual dijo...

Saludos a mis cuatro comentadores.

jorge masta dijo...

eso dijiste, pero pensaste "saludos a mis cuatro evangelistas"