martes, junio 14, 2005

Misterios pragmaticos

El blog es un motor de tres tiempos. Al menos yo suelo empezar de esta forma pero no siempre.
Primero hago la ronda general para ver los otros blogs, uno ya tiene sus favoritos y se espera cierta calidad o contenido de ellos que siempre encuentro y agradezco a todos mis bloggeros favoritos por tan buenas cosas que hacen, a veces es triste no ver un post nuevo y a veces está bien por que hay una discusión pendiente que hay que mantener.
Según el antiquisimo mito griego de Teleo y Melees: estos eran dos hermanos escribanos que vivían en una isla y se ponían celosos de la presunta calidad artística del otro, y digo presunta por que nunca se leían, hasta que un buen día Teleo tomó la iniciativa y leyo a Melees y luego Melees hizó lo propio con los textos de Teleo. Entonces de ese modo ambos aseguraron público y ya no se ponían celosos.
Algo similar pasa en el blog, toca leer, pero no es de obligación, es muy divertido y además uno aprende, y ya de paso pues uno conoce personas, hace amigos, acto de presencia y hasta pueden conocer tu blog. Dejar un comentario siempre se agradece por que uno hace acto de presencia. Hacer la ronda me tomá una o dos horas, ultimamente no he buscado blogs nuevos sino que ya me enconché con los conocidos, si alguien quiere que le lea su blog con gusto lo haré solo dejeme un mensajito.
El segundo tiempo es revisar el propio blog, uno ha dejado un comentario y quiere saber que opinó el público. Este momentum es un misterio para mi. Cuando escribí el blog sobre Lars Von Triers aparecieron unos comentarios, -que agradezco mucho- de varios entusiastas cinéfilos. Los conocí allí y dije ¡Ah caray! ¿cómo llegaron? Se dice que en el desierto las noticias van muy rápido a pesar de que la distancia entre las personas pueda ser literalmente kilométrica. A mi me pasó en un bosque michoacano en la comunidad de Tzitzio, los poblados se enteraron más rapido que yo estaba perdido de lo que yo me había dado cuenta y nunca vi un alma que me divisará. Supongo que algo así ha de pasar aquí, pero no estoy muy seguro. Tampoco he hecho la prueba de que tan "googleable" es mi blog, y que tan "googleable" son los comentarios del día. Tampoco sé si tengo una base de lectores que me lee a diario, al menos si lo se por algunas personas -y a ustedes les agradezco infinitamente- pero no se cuantos ni quienes son con exactitud, tengo un counter gratuito que no me da para saber esas cosas. Tampoco sé si conforme el tema del día entrán más o menos personas, pero presumó que llegan más entradas cuando posteo con más frecuencia aunque ignoró por qué o cómo sucede esto. Otra cosa que ignoro es el público para el que está dirigido el blog, ojalá alguien me dijera...
También sucede que alguna entrada da para más comentarios por que ha sucedido una discusión y uno quiere postear algo nuevo sin desanimar al público de la discusión. ¿qué tan frecuente es permisible postear? Al menos cada 24 horas me parece un lapso razonable, así la gente intentará visitarte diario, no sé si sea descortes postear con menor frecuencia, pero tardarse más que eso no importa por que la gente presume que ese día estuviste ocupado y que ya le contarás la historia de por que "no estuviste en internet" ese día. Todo lo anterior nunca lo sabes de cierto sino que son suposiciones que uno se hace sobre un público imaginario.
Finalmente toca postear. El tercer movimiento de nuestro motor, sin post pues no hay blog. Quizá mi parte favorita, también me resulta misterioso cómo es que hay días que tengo miles de posibles entradas en mi cabeza y días que ninguno. De cualquier modo uno lo hace. En mis posts me gusta ser versatil, no me gustaría ser encasillado en algún tipo de escritura. "Caray siempre que entró a majadería los mismos poemas azotados". Prefiero pensar que entrar a este blog es como la ruleta rusa, un día un cuento del santo y otro día una traducción de latín. Eso esta bien. Lo que seguro siempre se encuentran es meta-escritura, y auto-referencias como las de ahorita. Eso si no lo puedo evitar, pero bueno me aseguré de que eso estuviera claro en la idea general, con eso si no hay sorpresas.
Suficiente de hablar de mi, y ahora hablaremos de ustedes. Necesito saber si alguien tiene los mismos misterios pragmáticos con respecto al blog, u otros y mejor aún si tienen respuestas. También si ustedes ven esto de escribir el blog en tres o cuantos tiempos. Le agradeciería mucho si me aclara alguna de estas dudas por que me siento navegando en aguas insondables y aunque sea un poco de certeza operacional no me sentaría mal. Me preocuparé mucho de difundir adecuadamente cualquiera de estas dudas resueltas a otros marineros perdidos como yo. ¡Muchas Gracias! Bye

11 comentarios:

hugo dijo...

oh, el primero.

bueno, antes posteaba diario y luego me cansé un poco y diminui me dijo que es mejor dejar pasar unos días para dar tiempo a los navegantes de círculos mayores -que visitan miles de blogs- a volver y leer y comentar. como dices, comentar anima al posteador, quien no necesariamente debe contestar todos los comentarios, pues eso es gusto personal, y yo casi no respondo, aunque disfruto volver al blog del que sí responde y ver qué me puso.

variar los temas es interesante, pero uno define su blog con su personalidad, así que los temas están delimitados por ello.

pero el blog es blog y es lo que hagas con él, como dijo plaqueta. no es cuento corto, ni ensayo ni otro, es blog. disfruta inventar.

me gusta porque es íntimo, simpático, revelador, interesante, instructivo, y mata el tiempo muerto de la oficina muy bien.

saludos

hugo dijo...

je, más bien revive el tiempo muerto, verdad? y ser breve ayuda.

Pato Pascual dijo...

La participación de Hugo ha resuelto algunas dudas, hay que destapar el corcho del post y dejar que respire un poco antes de servir en la copa y mucho más si uno quiere destapar otra botella.
Es un arte, por que a diferencia de otros generos el tiempo tiene implicación en el gusto de la afición.
Interesante reflexión... Veamos que sigue!

Morella dijo...

A tu pregunta planteada indirectamente: ¿qué tipo de público entra a tu blog?
Ya lo dijiste hace no mucho, cuando te preguntabas por qué había onda entre nosostros...

Malditos scholars

Creo que ese es tu público.

Me gustó mucho el posteo este. Majadería o no, mi cerebrito entró en calor y está listo para más "filosofía barata y zapatos de goma".

Marie-Laure Bosch dijo...

1. Temó y tomá: buuuuaaaaa
2. Gracias por la pedrada de los blogs azotados
3. Yo te leo diario, entre otras cosas, porque eres mi mejor amigo. No sabes cuánto extrañaré ese cuadernito roñoso en el que cada clase salían cuentos, poemas.. de los Pollos más amados en la memoria. ¿Qué tipo de persona soy? Una que se ha quedado sin voz.

Pato Pascual dijo...

Ya me desespere Hugo, necesito postear. Quien quiera dejar un comentario sientase libre!
Bye!

Pato Pascual dijo...

como se puede ver me arrepenti...

hugo dijo...

jaja, no es obligacion! disfruta postear diario y ya, pero como ejercicio editorial, te recomiendo condensar tus pensamientos y reducir su extension, para facilitar la lectura a los blogueros oficinistas.

bueno, tampoco es obligatorio eso!

saludines.

Mr. Cougar dijo...

Lo has descrito perfectamente. Sólo que nunca me había dado cuenta que así fuera.

Y yo soy de los que visitan tu blog regularmente, asimismo, muchas gracias por visitar el mío. Otro día regreso con más calma a leer lo del Santo.

Pato Pascual dijo...

Gracias Hugo
Gracias Cougar

He llegado a nuevas conclusiones a partir de lo dicho!
Bye

Miguel Tormentas dijo...

Respecto al mito de Meleo pude encontrar algo en Hesiodo (Los Trabajos y los Días), sin embargo es muy breve y no viene todo lo que dijiste, así que tendré que buscar más.
Morella cita a una canción tristísima de Charlie García. ¿Te acuerdas que te dije que bajaras canciones de Charly García y no me hiciste caso? Pues ahora deberías hacerlo. Tu nos creaste a nosotros-lectores y ahora debes soportar nuestras exigencias.