lunes, junio 27, 2005

kommen süsse Nachtu



Espero la noche. Llevo días cansado. Quiero ajustar mi reloj biológico al horario diurno. La intención es que pueda ir a las bibliotecas por la mañana para trabajar. Ayer fue el cumpleaños de mi entrañable amigo Jacobo, estuve con el desde las cuatro de la tarde. Llegue a casa a las 7:00AM, y decidí dormir solamente unas horas para que pueda alinearme. Estoy cansado. Es necesario que se haga de noche y espere un poco más de tiempo o si no acabaré despertandome a las tres por la madrugada y todo se habrá arruinado.
Esta condición zombítica no me permite hacer muchas cosas, a excepción de ver programas de televisión que bajo condiciones normales no vería. Incluso la oreja resulta atractiva. Mis funciones motrices e intelectuales disminuyen dramáticamente, y temo que mi salud lo recienta.
Por eso anhelo la noche. Tengo un relojito en la computadora que marca el transito de la luz por el mundo, veo como la sombra de la deliciosa noche se acerca a mi. El relojito se actualiza en tiempo real, cada minuto de hecho pero apenas se puede percibir cuando avanza. No puedo esperar a que llegue. Me promete sueño y una comoda noche. Jacobo sigue de fiesta en su casa, lleva como 18 horas festejando. Yo no pude más. Hace una hora me llamó, intentó hacerme sentir culpable pero no lo logró, no me siento mal por que la pase muy bien celebrandole el cumpleaños ayer y la madrugada de hoy, si fuera a su casa en este momento quizá chocaría, no queremos eso y realmente necesito descansar. Jacobo perdoname, por no ir al ¨pastelito¨ pero sólo estaría allí unas horas y tendría que regresarme además sí que estuvo a gusto ayer ¡no puedes decir que no la pasamos bien!
Es imperatito que me alinee, siento que no puedo trabajar bien con el horario de noche. Es facil distraerse. Las distracciones diurnas son tan sosas que te obligan a trabajar, las distracciones de la noche no vienen dadas por el ambiente sino por uno mismo, se es libre de hacer lo que quiera, es decir de distraerse del mejor modo, televisión, internet, leer, comics, por supuesto blog, lo que sea. De día no hay ese ambiente personal. Necesito eso para trabajar. Además las bibliotecas no abren en la madrugada.

13 comentarios:

Morella dijo...

Es gracioso, cada vez que pienso que es imperativo que haga o sienta algo, recuerdo que el imperativo en primera persona no existe y que en todo caso puedo usar el subjuntivo que es usado para situaciones hipotéticas, en discurso indirecto y en sentencias desiderativas... ja ja ja
¿me explico?

Daniel M. dijo...

donde puedo conseguir el reloj???. Tengo un amigo que vive con su reloj biológico de plano jodido, pues el pobre trabaja una semana en la madrugada y otra en la mañana, él si esta mal mal. Espero encuentrtes pronto la normalidad.

hugo dijo...

happy dreams!

Ickys dijo...

mira, generalmente los pollos son animales diurnos, ke tengas suerte kon el cambio de horario

oscardo elornel dijo...

Es importante que aclares para los que no somos doctos en tu vida amigo pollo por qué diantres te tienes que levantar temprano para ir a una biblioteca. Esa auténtica "fisura" en la información bien puede llegar a desquiciar a amigos neuróticos como yo.....por otra parte, me comentaste que no sabías que hacer ahora con tu vida. te ofrezco una posible opción: darte clases de alemán.

oscardo elornel dijo...

Es importante que aclares para los que no somos doctos en tu vida amigo pollo por qué diantres te tienes que levantar temprano para ir a una biblioteca. Esa auténtica "fisura" en la información bien puede llegar a desquiciar a amigos neuróticos como yo.....por otra parte, me comentaste que no sabías que hacer ahora con tu vida. te ofrezco una posible opción: darte clases de alemán.

Marie-Laure Bosch dijo...

Las bibliotecas?? Amigo, yo digo que sigas mi consejo y te vayas a dar una vuelta por el mundo. Además, creo que algo muy malo está pasando.

Miguel Tormentas dijo...

Morella: respecto a tu problema creo que Tolkien y Palahniuk ofrecen soluciones fantásticas (literalmente, ja!).

Chicken, no me preocupa que seas una rata de biblioteca. Yo no asocio a las ratas de biblioteca con la apatía y la pequeñez. Bukowsky era una rata de biblioteca -es decir, no investigaba como profesión, como tú pretendes, pero dividía su tiempo libre entre alcohol, mujeres y libros.
Sólo quisiera que antes de comenzar a devorar artículos de Journal of Philosophy te leyeras un par de novelas y nos contaras sobre ellas aquí o en el filete.

La Ch dijo...

Mmmm.... te escribe la ñoñez. Sí, tu conciencia neurótica que te saca de las pedas para ir a desperdiciar las horas matutinas en investigar...Te entiendo (lo siento). Que pase algo malo, pues no lo sé; seguramente sí, es demasiada neurosis. Tal vez Miguel también tenga razón.

Napoleon dijo...

Todos aqui expresados tienen razón!
No habia comentado aqui nada por que la fiesta estuvo tan chingona que me habia tardado en leer tus blogs.
Espero te haya gustado el pastel.
(Es broma)
Tines razón en lo de los accidentes, pero realmente se te extraño en el evento.

Napoleon dijo...

Ha por cierto, toma en serio el consejo que muy sabiamente te da, al final de su comentario, oscardo elornel.

Napoleon dijo...

Ha por cierto, toma en serio el consejo que muy sabiamente te da, al final de su comentario, oscardo elornel.

Pato Pascual dijo...

Me gustaría eso de aprender alemán