miércoles, marzo 30, 2005

El dia que no acaba

No fui a la escuela. El viaje a Ixtapa me fregó. Planeaba hacer tesis todo el día. Me llamaron mis amigochas Ingy-Chena había que leer Existencialismo. Tenia que ir por las copias a la universidad. Fui y tambien me lleve las de cuco. Gracias a ellas por pagarnoslas. Se las deje en su casa. Chacoteamos. Intento grabar nuestra conversación para hacer un blog. No se escuchaba muy bien. Fuimos por cigarrillos. Cuco no me engaño diciendome que iriamos por quesadillas siempre me dijo que iriamos por cigarrillos. En el camino de su casa a la farmacia se atraveso un Subway. Increible. Yo no lo habia visto por que ya no me voy a mi casa por Revolucion y Cuco no habia comido alli. Lo estrenamos. Intentamos seguir grabando la conversación. El gerente nos atendio muy amable (según cuco era el dueño de la franquicia). Nos dio pena pedir solo un vaso para hacer Refill y tomar de allí los dos. (El vaso cuesta 12 pesos). Chacoteamos. Me tuve que ir a mi casa a pasar por mi hermano para ir al aeropuerto por mis papas. Lo encontré viendo el partido de México. Llegue justo al gol. Se acabo el primer tiempo. En el camino lo pusimos en la radio. Recogimos a mis papás. Nos contarón sus aventuras con Colombia. La abuela esta malita. Regresamos y estaba mi cuñada. Merendamos. Mi clásico plato de cereal con leche. Me percate que había unas copias de fenomenología. Leí Sartre. Vine aqui, esperando hacer una entrada distinta en otro día distinto. Pero este día no se acaba es como el día de la marmota. Espero por favor que este sea la última entrada de este día. ¿Cómo pude hacer tantas entradas de blog un sólo día? Este es el día uno. Espero que no sea así siempre. Voy a hacer fenomenología.

No hay comentarios.: